No existe mejor manera de determinar que eres bueno para algo, que intentándolo. Ni una mejor manera de ver puntos de mejora, que preguntándole a tus clientes.

La estrategia de la puerta falsa nos ofrece una oportunidad muy particular, y que aunque no lo creas, te ayudará en dos cosas… Fidelizar a tus prospectos y validar tu idea de negocios, pero… ¿Cómo funciona?

Imaginemos que tienes una idea de negocios increíble, pero no sabes si realmente la gente estaría dispuesta a comprarla; podrías valerte de algunas herramientas tecnológicas para averiguarlo; para ello, no hay mejor estrategia que ponerlo en venta. Si, incluso si no tienes stock, esto podría ayudarte a recopilar algunos datos.

Consigue un diseño de tu producto

Puedes valerte de cientos de herramientas disponibles en internet para diseñar tu prototipo. Darle un aspecto innovador y llamativo aumentará tus probabilidades de éxito. Recomendamos dejarte asesorar por un profesional del área para elegir las mejores opciones de diseño. En Ponte Geek podemos asesorarte.

Abrir una cuenta en amazon u otra tienda virtual de ventas

En muchas de ellas te pedirán algunos datos, pero por lo general darse de alta en una de estas tiendas no suele tomar más de una hora. Si quieres dar un paso a la formalización de tu proyecto, también podrías invertir en una página web propia donde aplicar el principio de la puerta falsa.

Publícalo

Válete de todos los consejos que en Ponte Geek te damos sobre cómo cautivar a tu segmento de clientes para generar una buena estrategia comunicacional para publicar tu idea. Añade un precio atractivo. Una buena estrategia en este punto es ir probando diferentes precios para tu producto bajo la excusa de la “oferta”.

Una semana puedes dejar tu producto ficticio con un 30% OFF, a la semana siguiente un 80% y asi podrás ir midiendo con qué precio hay una mayor interacción.

Es importante mencionar que el supuesto “mientras más barato, es más probable que me compren” es sujeto de cuestionamientos, pues si tenemos un producto altamente innovador a un precio muy bajo, podríamos inferir que es de mala calidad o que sus materiales de construcción no son muy buenos.

Stock agotado

Una vez que la persona lee la descripción de tu producto y el precio lo convence, querrá tomar acción y comprarlo. Añade un botón de compra a tu producto ficticio.

Cuando el cliente lo presione, la página deberá arrojar el comentario “por éxito de ventas, este producto se encuentra sin stock… pero agradecemos tu interés! Escribe tu correo aquí abajo y te avisaremos cuando vuelva a estar disponible, con un jugoso descuento por tu espera. Equipo X.

Así tendrás dos métricas: Cuántas personas interactúan con tu producto, y algunos correos para tu base de datos de clientes potenciales en un futuro.

Esta base de datos de correos te servirá más adelante como una estrategia de marketing; enviándoles correos de vez en cuando a tus clientes potenciales con información sobre tu negocio, (como novedades y ofertas) ellos comenzarán a percibir el valor que quieres transmitirles, y lograrás fidelizarlos.