Recursos Humanos en la era digital

14
views
recursos humanos

Año 2017: Información a tu alcance 24/7, comunicación sin paralelo con personas al otro lado del mundo, infinitas posibilidades. El talento trasciende fronteras, si hay algún expertise que no se encuentre desarrollado a nivel local, es posible contratarlo de forma remota, los profesionales temen menos a la reubicación, la complejidad se vuelve mayor. Culturalmente, la mayoría de la población tendrá dificultad o incluso resistencia a los cambios que se vuelven la norma en nuestros países, comunidades y empresas. Las legislaciones, instituciones y estándares globales tratan de mantener el ritmo: igualdad e inclusión en la fuerza laboral, beneficios laborales que trascienden lo monetario, nuevos roles para nuevas necesidades, entre otros. Somos afortunados de vivir durante una revolución cultural – pero debemos mantenernos informados y actuar con cuidado.

Recursos Humanos es un término amplio y se aplica al manejo del capital humano de una organización, su fuerza laboral. Dependiendo de la empresa, el rol puede incluir: capacitación y desarrollo, reclutamiento y selección, compensación y beneficios, derecho laboral, desarrollo organizacional, evaluación y análisis de gestión (indicadores), manejo sindical, igualdad e inclusión.

Más y más utilizamos la tecnología en nuestras organizaciones, ya sea para el reclutamiento y selección o para los procesos internos. Es un arma de doble filo, ya que por un lado hace más eficiente y objetiva la gestión, pero despersonaliza la relación. Con sistemas estrictos para la identificación de talento, podemos dejar a un lado perfiles transferibles o la posibilidad de darle una oportunidad a alguien que pudiese ser de valor. Podemos definir tendencias en personalidad y comportamiento, entender intereses o motivaciones, trazar curvas de aprendizaje, en fin, tratar por todos los medios de predecir el éxito de una persona en un cargo y empresa específico, pero finalmente el ser humano siempre puede sorprendernos.

Para los jóvenes profesionales y aquellos que se unen a la fuerza laboral, es hora de pensar en ellos mismos como una marca:

  • A diferencia de nuestros padres o abuelos, nuestra vida es relatada a través de nuestra presencia web. Los apps que utilizas, las cuentas que sigues, los comentarios o likes que das, y lo que publicas estará siempre en línea. El internet no perdona y al parecer, tampoco olvida. No se trata de borrar tu historial de vida o esconder detalles de tu vida, es tener presente que toda esta información moldea la percepción que un potencial empleador o cliente pudiesen tener de ti. Está bien, esto va a variar dependiendo de la carrera que eligieras, ya que si algunas actividades se ven bien para algunas industrias, es diferente en otras.
  • Presta atención a la configuración de privacidad de los sitios/apps que frecuentes.
  • Desarrolla una presencia online alineada a tu marca personal o que represente adecuadamente tu perfil o personalidad. Es mejor ser autentico y transparente.
  • Generaciones anteriores comentan que existe mucha rotación entre Millenials, es decir, que cambian frecuentemente de trabajo. Define tu estilo de trabajo: ¿quieres ser freelancer? ¿Consultor? ¿Trabajar por proyectos? ¿Trabajar tiempo completo? Si de hecho quieres trabajar tiempo completo, es preferible que mantengas cierta estabilidad ya que potenciales empleadores pueden percibir un riesgo (contratar a alguien que en poco tiempo se irá de su empresa). Puedes trabajar proyectos o ser freelancer como un trabajo en paralelo.
  • La educación es muy importante, pero la experiencia es indispensable.

Los errores no son el fin del mundo, son oportunidades para mejorar.

Por: Natalia Lenn Mejía

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here